Guerreros de Lara a un juego del primer lugar

Prensa LMBP – Guerreros de Lara se apoyó en un racimo de seis carreras en la cuarta entrada para venir de atrás y derrotar 10-5 a Centauros de La Guaira, en el primer duelo entre ambos equipos durante la temporada, con el Estadio José Bernardo Pérez de Valencia como escenario. Sandber Pimentel, con un jonrón de tres rayas, se encargó de enfriar el encuentro, que hasta ese momento estuvo marcado por vaivenes en la pizarra.

El inicialista dominicano coronó el rally crepuscular con el soberbio estacazo hacia el jardín derecho ante los envíos de su coterráneo Willy Taveras, quien se estrenó con la escuadra mitológica. La conexión sirvió para sellar la sexta victoria -en siete juegos- como local de los bélicos, y terminar con la racha de dos triunfos en fila de los litoralenses.

“No se trata de tener misericordia contra los rivales”, dijo en tono jocoso Pimentel a LMBP TV tras la finalización del duelo. “Uno intenta prepararse en cada turno para lograr un buen contacto, pero honestamente, en esta oportunidad me enfoqué un poco más, porque quería producir”.

Ambos conjuntos ligaron 10 hits, pero los locales dispararon cinco de ellos con corredores en posición de anotar (en 12 turnos), un imparable más que la visita en idéntica situación (en ocho turnos).

Luego de una dubitativa apertura de estreno para el quisqueyano Gerson Garabito, que admitió ocho incogibles y cinco carreras (cuatro limpias) en cuatro innings, el relevo larense maniató a la ofensiva guairense con cinco episodios en blanco, con tan sólo dos inatrapables permitidos.

El juvenil Moisés Lamón (2-0) se llevó el lauro al retirar por la vía rápida el quinto tramo, con un ponche incluido. Le siguieron Eugenio Palma, Jesús Rumbol, Diego Moreno y Rómulo Sánchez, con un capítulo cada uno, para completar la faena.

La decisiva cuarta entrada inició con Luis Candelo (0-1) en la loma, y la pizarra a favor de La Guaira 5-4, luego de un ramillete de cuatro rayitas de los visitantes en la tercera, para dar vuelta de manera parcial al marcador.

Pedro Barrios comenzó con sencillo al jardín central, Robert González negoció boleto y Reinaldo Ilarraza despachó nuevo petardo para llenar las bases y despedir a Candelo. Josmar Cordero elevó de sacrificio a la pradera izquierda ante Taveras para igualar 5-5, y Bryant Flete caminó para volver a congestionar las almohadillas, como preámbulo a otro hit de Carlos Herrera y un globo de David Rodríguez que otorgaron ventaja de dos rayas, antes del descomunal estacazo de Pimentel.

“Esa conexión sepulcró el juego. Sin restarle méritos a Centauros, que está jugando un buen béisbol y han mostrado su capacidad de venir de atrás, en el segundo inning tuvimos un buen rally (de cuatro carreras) y ellos pudieron darle la vuelta”, expresó Pimentel. “Por fortuna, nosotros también demostramos nuestra fuerza de voluntad”.

Guerreros (7-5) pudo sacudirse de la rocambolesca derrota del jueves contra Delfines, para volver a la ruta triunfal. Centauros (8-5), por su parte, sufrió su quinto revés en la carretera, de nueve duelos disputados. Ambas novenas volverán a encontrarse el domingo en el feudo carabobeño.

En otros resultados de la jornada, Samanes de Aragua venció 14 carreras por 5 a Caciques de Distrito y Senadores de Caracas derrotó 6 carreras a 5 a Marineros de Carabobo.

Comparte en tus redes