Martín Pérez hace historia con Texas

Prensa LVBP – Martín Pérez atraviesa un camino nunca antes transitado por un lanzador abridor en la historia de los Rangers. Luego de las siete entradas en blanco que tiró, el triunfo 3-0 contra los Ray de Tampa Bay, el martes por la noche, dejó su efectividad a 1.42 (10 CL/63.1 IP), la mejor de las Grandes Ligas.

Ese promedio de carreras limpias en el más bajo en la historia de la franquicia (Washington/Texas), para un tirador en sus primeras 10 aperturas de una temporada, luego de hacer palidecer la anterior marca de 1.60, que estaba en manos de Kenny Rogers desde 1995.

Pérez, de 31 años de edad, extendió a ocho su cadena de apertura de calidad y terminó el mes de mayo con balance de 4-0 y un impresionante PCL de 0.64, en 42.1 innings, repartidos en seis inicios. En ese lapso apenas encajó 29 hits y tres anotaciones merecidas, con una sobresaliente relación de nueve boletos por 33 ponches y 0.89 de WHIP. Lo que le convierte en principal candidato a Pitcher del Mes en la Liga Americana.

Los rivales apenas le ligaron un average de .195 (149-29), con seis extrabases, ningún jonrón, en un mes en el que promedio del beisbol subió de .231, en abril, a .245.

Pero si se hurga todavía más en las estadísticas, la dimensión de lo que está haciendo el siniestro de Guanare, alcanza una alta cota. De acuerdo con @StatsBySTATS, Pérez es apenas el tercer lanzador de MLB desde 1913 -año en que comenzó a rastrearse la efectividad de manera oficial-, con por lo menos ocho inicios en los que no sufrió derrotas, no le conectaron jonrones, cubrió seis tramos o más en cada juego y permitió una o menos rayitas limpias. Los otros dos que acompañan al venezolano son nada menos que los miembros del Salón de la Fama Bob Gibson (11 encuentros con San Luis, 1968) y Walter Johnson (8 desafíos con Washington, 1914).

Entre los criollos, su efectividad y WHIP en un mes calendario, solo están por debajo de lo hecho por Johan Santana (0.45 PCL/0.67 WHIP/40.0 IP/6 JI) en septiembre de 2004, cuando el merideño ganó el primero de sus dos premios Cy Young, según Baseball-Reference.

UN CAMBIO RADICAL

Antes del inicio de la campaña, Martín Pérez ostentaba un PCL vitalicio de 4.71. Así que una y otra vez el criollo ha escuchado la pregunta sobre qué está haciendo diferente en 2022, con relación a los anteriores 10 años de su carrera. La respuesta ha sido, palabras más palabras menos, “una mezcla de madurez y consistencia”.

“Ya no tengo 20 o 21 años”, le dijo días atrás al Dallas Morning News. “He estado aprendiendo muchos de varias personas”. Y la lección recibida es: “lanzar strikes”.

Jon Daniels, presidente de operaciones de beisbol de Texas, piensa que, en la primera etapa del pitcher con la organización, apresuraron su llegada a la Gran Carpa en 2012.

“Era talentoso y equilibrado”, comentó el ejecutivo, que conoce a Pérez desde que fue firmado por más de medio millón de dólares cuando era un adolescente de 16 años edad en 2007 y algunos oficiales del club le comparaban con Ron Guidry. “Pero necesitaba más tiempo del que le dimos. Tiendo a pensar que habría alcanzado su potencial antes, si hubiésemos sido más pacientes. Pese a ello, se desempeñó bastante bien, considerando todas las cosas relacionadas con alguien tan joven”.

A principios de 2014, tras firmar un contrato multianual, parecía estar en tránsito hacia una gran temporada, tras completar blanqueadas consecutivas en abril, pero se lesionó el codo. Entonces, debió someterse a una cirugía Tommy John y tras regresar en 2015, se fracturó el codo derecho en un accidente doméstico.

La organización le dejó ir después de 2018 y firmó con los Mellizos, con los que tuvo cierto éxito al principio después de apoyarse en la recta cortada, tras trabajar en ese envío. Pero Minnesota no le renovó y se marchó a Boston, donde pasó los últimos dos años y terminó como parte del bullpen.

Para el mánager Chris Woodward opinó que el problema con el que había lidiado Pérez tenía que ver con la ejecución de sus envíos, no con su repertorio, de acuerdo con el reporte del Dallas Morning News.

“Dos cosas se han destacado aquí desde el principio (de 2022)”, apuntó Daniels, que estuvo de acuerdo con el estratega. “Primero, su mentalidad. Ahora es mucho más agresivo atacando a los bateadores y, segundo, su ejecución en cada lanzamiento”.

El as de los Rangers también ha dicho que regresar a Texas, que considera “su hogar”, le ha ayudado a sentirse mucho más cómodo, en una atmósfera que le favorece desde el punto de vista anímico.

Tras su última salida, Woodward fue mucho más gráfico, al momento de hacer un símil sobre el gran momento de Pérez: “Él es como en un videojuego. Como cuando estás jugando MLB The Show, puedes simplemente hacer clic en el botón y aterrizar perfecto, justo donde quieres, y sabes que vas a sacar al tipo out”.

EN CIFRAS

Martín Pérez terminó mayo con récord de 4-0 y 0.64 de efectividad, en seis inicios. Una actuación que le llevó a ser electo como el Lanzador del Mes de los Rangers por la prensa acreditada para cubrir a Texas….Los Rangers ganaron cada una de las seis aperturas de Pérez en mayo y su promedio de carreras limpias (0.64) fue el más bajo de todo el beisbol, entre los pitchers que calificaron para los lideratos. Shane McClanahan, de los Rays de Tampa Bay, le escoltó con un PCL de 1.15… En las últimas 33 campañas (desde 1989), apenas tres serpentineros de la Liga Americana han exhibido una efectividad igual o menor que la de Pérez en un mes, con al menos 40.0 entradas de labor: Johan Santana (0.45, Minnesota), en septiembre de 2004; Cory Lidle (0.20 Oakland), en agosto de 2002, y el miembro del Salón de la Fama, Pedro Martínez (0.64, Boston), en julio de 2002… Pérez compiló el segundo promedio más bajo en un mes calendario para un tirador de Texas, con al menos cinco aperturas, desde que Yovani Gallardo exhibió 0.54, en junio de 2015… En mayo, los oponentes registraron contra Pérez una línea ofensiva de .195/.241/.235 (29-149), con seis extrabase, todos dobles, y un OPS de .475, el más reducido para un ranger (min. 40.0 IP) en un mes, desde que Roger Pavlik limitó a los contrarios a .474 de OPS, en septiembre de 1995.

Comparte en tus redes

Share on facebook
Share on twitter
Share on whatsapp
Share on telegram
Share on email
Recientes