¿La Caja de Pandora de Warrios o Celtics?

The rebirth the Boston Celtics and Golden State Warriors dynasties | Marca

 

Por: Pavel Rodríguez Velásquez

Llega el momento de la verdad para Celtics. Es ahora o nunca en el TD Garden cuando los campeones de la Conferencia Este de la NBA tendrán que demostrar porque están luchando por el cetro absoluto del mejor baloncesto del mundo.

La lluvia de críticas sobre algunos jugadores de Boston no se hizo esperar. Luego del quinto encuentro de la final, uno de los señalados fue Jason Tatum. Un último período para el olvido, y donde se esperaba que apareciera ese jugador épico que con su espléndida actuación logró meter a Boston en las finales, por más que lo intentó no logró el objetivo. Sigue apareciendo Al Horford como la figura emergente para Celtics, sin embargo, un solo árbol no hace la montaña, y para el sexto de la final, el factor local podrá ser clave en las aspiraciones de los campeones del Este.

¿Kerr sacrifica a su mejor exponente?, sí, y su apuesta fue por Wiggins, quien tuvo uno de sus mejores performances en las finales y a pulso se ha ganado la confianza de sus compañeros y del coach. Pero, probablemente este escenario cambiará. Curry es un jugador de retos importantes y buscar consolidar un juego efectivo para ganar el anillo es su prioridad en este próximo desafío. Golden State tiene una rotación enigmática, impredecible, donde sus componentes dinamizan sus minutos de juego con roles específicos y pueden marcar diferencias rompiendo lo táctico o sencillamente el planteamiento de momento de Udoka.

De igualar la serie Boston, tocará un largo viaje de 14 horas hasta San Francisco, que se suman al contador de lo realizado por ambos equipos.

Uno de los aspectos interesantes de estas finales es la efectividad fuera del perímetro para ambos conjuntos. Sin duda, ha sido una serie marcada por asertividad de los tiradores de ambos equipos, con la presencia de uno de los máximos exponentes en ese renglón como lo es Stephen Curry. Cuarto a cuarto las estadísticas impresionan cada vez más.

Una caja de pandora es lo que seguramente aparecerá en el TD Garden. Un sexto encuentro digno de ver, sin perder ningún minuto y donde el pronóstico es reservado. Warriors y Celtics, dejando todo para el final y con el suspenso de llegar a siete episodios esta historia marcada por defensa, triples y estrategias de incógnitas.

Comparte en tus redes

Share on facebook
Share on twitter
Share on whatsapp
Share on telegram
Share on email
Recientes